domingo, 9 de febrero de 2014

NUEVA TÉCNICA QUIRÚRGICA PARA LA FASCITIS PLANTAR

Hace unos mes la Academia Americana de Cirujanos Ortopédicos le otorgó un premio al equipo médico formado por los doctores Manuel Villanueva, Álvaro Iborra, Ángel de la Rubia y Felipe Benito  como reconocimiento al uso de una nueva técnica para operar la fascitis plantar mediante fasciotomía. 

Si sois asiduos del blog ya sabréis que hay un cierto porcentaje de afectados por fascitis plantar que no se curan con los tratamientos conservadores (fisioterapia, epi, infiltraciones, hielo, reposo, plantillas, etc), ese porcentaje se situa mas o menos en un 10% de los que tenemos fascitis plantar, a los que incluso se nos cronifica pasando a convertirse en una fasciosis. A nosotros no nos queda más remedio que recurrir a la cirugía cuando ya lo hemos probado todo. 

Habréis visto en otras entradas que los tipos que cirugía que existen para operar la fascitis plantar son principalmente dos: uno es la fasciotomía en todas sus variantes que consiste en cortar parte de la fascia, bien mediante cirugía a campo abierto (poco recomendable y en desuso) o mediante cirugía minimamente invasiva MIS; y también existe otro tipo de cirugía poco conocida en España pero con excelentes resultados que se realiza mediante TOPAZ un aparato con el que se va pinchando la fascia en distintas zonas calentándolo y vaporizándola sin necesidad de abrir con bisturí. 

Pues bien la nueva cirugía propuesta por el equipo médico premiado es del tipo fasciotomía minimamente invasiva, el inconveniente de este tipo de cirugías hasta ahora ha sido que se realiza mediante una incisión en el pie de 1-2 cm y a través del cual solo cabe el bisturí o algún otro instrumento pero al ser tan pequeño no permite ver lo que se está cortando. Al no poderse ver bien ha habido casos donde el cirujano ha cortado tejidos que no debía (músculo, nervio, etc) o incluso ha cortado más cantidad de fascia que no debía o en la dirección que no debía, esto puede causar lesiones irreversible y más dolor del que teníamos.

Estos inconvenientes parecen ser solventados por la técnica premiada ya que emplean un ecógrafo de alta presición para poder guiar la operación y no ir a ciegas pudiendo ver en todo momento que tejido se está cortando, eliminando así los riesgos de cortar lo que no se debe. La incisión que se realiza en la piel es realmente mínima (1-2 mm) llegando a considerarse la técnica de ultraminimamente invasiva. Además de esto tiene otras ventajas como posibilidad de anestesiar con más precisión, sin isquemia, y posibilidad de realizarla en una consulta y no en un quirófano, también cabe destacar que el paciente operado sale caminando por su pie de la operación al igual que con la cirugía mediante TOPAZ.

Ahora viene mi opinión personal, que queréis que os diga me parece muy positivo que se haya descubierto esta técnica que palia los inconvenientes de las anteriores cirugías de fasciotomía pero yo antes de hacerme esto me haría un TOPAZ que es todavía menos invasivo y no corta ningún tipo de tejido, ni siquiera la fascia, sin embargo, como digo me parece muy positivo que aparezcan avances para nuestra lesión, y esto es una gran noticia para todos nosotros.

Por cierto, no os penséis que esta técnica os la pueden hacer en la sanidad pública. La sanidad pública lo único que ofrece es cirugía MIS normal, que no es poco. Así que como siempre nos toca preparar la cartera a los fascíticos si queremos evitar riesgos, pero como he dicho antes que gastarme el dinero en esto me lo gastaría en una cirugía con TOPAZ. 

Aquí os dejo un video de una cirguía mediante la técnica premiada. Como siempre los comentarios son bienvenidos:



Fuente y más información en:


2 comentarios:

Fernando Romero dijo...

No es demasiado intrusivo este método para la Fascitis plantar??

vercetty47 dijo...

Al revés es menos intrusivo en comparación con los otros métodos de fasciotomía, esta técnica pertene ce al método de cirugía MIS (minimal invassion surgery) y dentro de este método es calificada como ultraminimamente invasiva, se emplea ecografía de precisión para cortar solo los tejidos necesarios a través de una incisión de 1 cm y solo se deja un punto de sutura.

Pero como siempre digo si estáis pensando en tratar vuestra fascitis-fasciosis con cirugía, antes de meterme en una fasciotomía yo probaría un topaz que es la única alternativa menos invasiva todavía y con menos riesgos dentro de las cirugías para fascitis-fasciosis.